27
Lun, Jun

La Unidad de Tuberculosis realizó el seguimiento de 107 pacientes en 2015

Sanidad y Consumo
Tipografía
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La Unidad de Tuberculosis de la Consejería de Sanidad, Consumo y Menores realizó en 2015 el seguimiento y atención de 107 pacientes en Ceuta, así como la evaluación de contactos de los 13 casos autóctonos y de uno de los casos desplazados que fueron diagnosticados el pasado año.

La Consejería de Sanidad, Consumo y Menores, con motivo del Día Mundial de la Tuberculosis, que se conmemora el jueves, ha hecho balance de su trabajo en ese ámbito y recuerda que actúa contra la tuberculosis desde dos áreas. Por un lado desde el II Plan de Salud, con el Programa de Prevención y Control de la Tuberculosis, que se encarga del estudio de los contactos de aquellos casos declarados de tuberculosis, y por otro lado, desde el Servicio de Vigilancia Epidemiológica, que evalúa el número de casos y tasas, para conocer la evolución de la enfermedad y actuar en consecuencia.
El programa de control de la tuberculosis en Ceuta va a ser evaluado este año con el objeto de conocer sus fortalezas y debilidades. Entre otras actividades, está previsto realizar un curso de actualización dirigido a facultativos de Atención Primaria del Ingesa, organismo con el que hay una magnífica colaboración, al igual que con otras instituciones implicadas en el abordaje global de la enfermedad.

Casos diagnosticados en Ceuta
De los 13 casos de tuberculosis diagnosticados en Ceuta en 2015, 10 fueron de localización pulmonar, una osteoarticular, otro caso de tuberculosis linfática y una diseminada. La Unidad de Tuberculosis también atendió por esta patología otros seis pacientes importados (cuatro de Marruecos, uno Guinea y otro de Gambia), y dos pacientes desplazados de otros puntos de España, que acudieron a los servicios sanitarios en busca de asistencia. Este dato indica una tasa de incidencia de 11.86/100.000 habitantes, la tasa más baja desde el año 2003. Desde entonces se han estudiado un total de 309 casos de tuberculosis en Ceuta. En ocasiones, ha sido necesario recurrir a la Ley de Medidas Especiales de Salud Pública para el ingreso no voluntario de los pacientes no colaboradores, por el riesgo para la salud pública.

El Ingesa en Ceuta aborda la tuberculosis desde la Atención primaria a la Especializada. Los servicios de Neumología y Microbiología realizan el diagnóstico y tratamiento de los casos detectados. Desde el Servicio de Medicina Preventiva del Hospital Universitario, se declaran los casos de tuberculosis hospitalizados y de trabajadores del Ingesa al Servicio de Vigilancia Epidemiológica de la Consejería de Sanidad, Consumo y Menores, a la que también dan cuenta de los casos centros que cuentan con servicios sanitarios como el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) o el centro penitenciario.

La tuberculosis sigue siendo un importante problema mundial de salud pública. En 2014, 9,6 millones de personas enfermaron y 1,5 millones murieron por esta enfermedad. Se estima que solo en ese año, la enfermedad fue diagnosticada a un millón de niños y 140.000 murieron. La tasa de mortalidad por tuberculosis disminuyó un 47% entre 1990 y 2015 debido a los nuevos tratamientos y se calcula que entre 2000 y 2014 se salvaron 43 millones de vidas gracias al diagnóstico y el tratamiento. En España se declararon en el año 2014, 5018 casos de tuberculosis, lo que corresponde a una tasa de incidencia de 10,80 casos por 100.000 habitantes.

Estrategia de la OMS
La Organización Mundial de la Salud (OMS) aprobó en 2014, una ambiciosa estrategia para poner fin a la epidemia mundial de tuberculosis, que abarca un periodo de 20 años, desde 2015 hasta 2035, con el lema 'Cambiemos de marcha para acabar con la tuberculosis'.
En la estrategia se fijan objetivos y se perfilan distintas medidas que habrán de adoptar los gobiernos y los asociados para prestar una atención centrada en el paciente, implantar políticas y sistemas que posibiliten la prestación de atención a la tuberculosis y su prevención, e impulsen la investigación y la innovación necesarias para acabar con la epidemia y eliminar esta enfermedad.

El Día Mundial de la Tuberculosis, que se celebra mañana jueves, es una oportunidad para que las comunidades afectadas, los gobiernos, las organizaciones de la sociedad civil, los profesionales sanitarios y los asociados internacionales puedan llegar, tratar y curar a todas las personas que están enfermas. Se conmemora el 24 de marzo porque ese día en el año 1882, el doctor Robert Koch descubrió el bacilo responsable de la enfermedad, el Mycobacterium Tuberculosis.

Síguenos en:

facebook twiter