02
Jue, Feb

Vivas destaca la necesidad de actuar en Jáudenes, calle que aglutina 50 negocios y 150 puestos de trabajo

Fomento
Tipografía
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Juan Vivas se ha acercado hoy a la calle Jáudenes para ver cómo marcha la obra ahí emprendida y encuadrada en el proyecto de renovación de la avenida Sánchez-Prado y zonas aledañas. Esta actuación, con un presupuesto de 7,8 millones de euros –un 10 % del actual Plan de Inversiones– , está enmarcada en el programa de renovación del centro de la ciudad que el Gobierno emprendió hace varios años y que ha conllevado buenos resultados por la recuperación de espacios para el ciudadano y porque ha servido como revulsivo para la actividad comercial y hostelera de la zona.

El presidente de la Ciudad ha aprovechado su visita a las obras de Jáudenes para pedir disculpas a los responsables de los negocios por las molestias que puedan estar causando esos trabajos, que son “necesarios y convenientes”, ha comentado en su encuentro con los periodistas. El porqué: adecentar la vía y renovar servicios básicos, como pueden ser las acometidas del agua, significa mejorar la calle en su conjunto y, por ende, hacer más atractiva la actividad empresarial de la zona, que los números resumen en 50 negocios y 150 empleos, unas cifras “muy respetables”, en palabras del presidente.

La actuación en Jáudenes es parte del proyecto de remodelación de la avenida Sánchez-Prado y aledaños, que incluye también la Plaza de África. Este proyecto, como ha recordado hoy el presidente Vivas, es parte a su vez del plan de mejora y modernización del centro de la ciudad en el que el Gobierno que preside viene trabajando desde hace varios años. El Paseo del Revellín, Camoens, la Plaza de los Reyes y la calle Real, además de otras anexas, han sido renovadas al amparo de ese programa de actuaciones, que ha tenido consecuencias positivas para la actividad empresarial.

Juan Vivas ha comentado que en Jáudenes, como antes ha ocurrido en el resto del centro sobre el que se ha actuado, son los ciudadanos en general los beneficiados, porque ese espacio será más habitable después de la obra. “Poner el centro de Ceuta a la altura del centro de otras ciudades españolas de nuestro tamaño dimensión y aspiraciones es el fundamento de esta actuación”, ha subrayado el presidente, quien ha completado así su reflexión: “Cuando el centro se mejora, se adecenta y se hace más habitable y atractivo, la actividad económica se potencia y se fortalece la imagen que ofrecemos de nuestra ciudad a los que vienen”.

La avenida Sánchez-Prado, la Plaza de África y la calle Jáudenes son vías de relevancia significada durante la Semana Santa de Ceuta, cuestión que el presidente no ha pasado por alto. Todo lo contrario: “Consultados los servicios técnicos y Tragsa, nos confirman que para la Semana Santa la obra estará terminada; lo digo porque me lo han dicho”, ha afirmado consciente de la importancia del asunto para las “miles de personas” que trabajan en Ceuta para la Semana Mayor, que este año cae a mediados de abril –Jueves y Viernes Santo es los días 18 y 19 de ese mes, respectivamente-.

El plazo con que cuenta el medio propio Tragsa para la ejecución de este proyecto finaliza el 30 de abril. “Para Semana Santa tiene que estar todo prácticamente terminado”, ha comentado el presidente Vivas, quien ha anunciado que el Gobierno hará evaluaciones intermedias hasta entonces para conocer el detalle de lo hecho y lo que falta por hacer cada 15 o 20 días. “Sería malo que esta calle (Jáudenes), una de las principales de la Semana Santa, no estuviera para Semana Santa, pero si nos engañamos sería imperdonable; lo digo con absoluta sinceridad”, ha zanjado las dudas planteadas por la prensa respecto del cumplimiento de los plazos.