01
Vie, Mar

La reforma de Santiago Apóstol, Juan de Juanes y Los Rosales se financia con remanentes de planes de vivienda

Fomento
Tipografía
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Obras en Juan XXIIILa Ciudad Autónoma destinará las partidas sobrantes de la ejecución de los últimos planes de vivienda a la rehabilitación de las casi 1.000 viviendas que componen las barriadas de Santiago Apóstol, Juan de Juanes y Los Rosales. En total, se trata de casi 5,4 millones de euros el dinero que no ha gastado la Administración local de los planes de vivienda 2009-2012, 2005-2008 y anteriores, lo que supone apenas un 60% de lo que costará la reforma de estas barriadas.

Desde la Consejería de Fomento, y por iniciativa propia, se lleva meses gestionando con el Ministerio la actualización de los planes y concretando el saldo contable del que se dispone, que no ha sido empleado en ninguna otra actuación. El dinero disponible servirá para financiar parcialmente las Áreas de Rehabilitación Integral (ARI) pendientes en el Distrito 11, Juan de Juanes y Santiago Apóstol después de haber ejecutado ya Juan XXIII y General Carvajal, así como la de la barriada de Los Rosales.

Entre septiembre y octubre saldrá a licitación las obras de rehabilitación de las más de 480 viviendas de Santiago Apóstol y Juan de Juanes, con unos presupuestos de 3,5 y 0,9 millones de euros, que serán las primeras de las tres actuaciones en ejecutarse.

Igualmente, el Gobierno está trabajando en el proyecto de Los Rosales. A primeros de octubre se espera que esté terminado el estudio patológico que se está efectuando, y que es necesario para preparar la intervención. Esta actuación tiene un coste estimado de 4,5 millones de euros, si bien hasta que no se tengan los datos del estudio patológico y se redacte el proyecto no se conocerá el importe exacto del presupuesto de licitación.

Del mismo modo que la ejecución de los últimos planes de vivienda ha generado remanentes, algunas actuaciones han alcanzado una ejecución superior al 100%, ya que las cantidades destinadas han sido superiores a las previstas inicialmente, como es el caso de las ayudas al alquiler o el programa de alojamiento alternativo.